El toque de gracia que pide un espacio se llama Tilde. Una exclusiva colección que pone el acento en la línea recta con alguna inclusión en la curva. Su carácter clásico se complementa con matices contemporáneos, gracias a su diversidad de trazos y colores.

    Porque no todas las líneas son iguales, Tilde se compone de 7 personalidades propias, diferentes entre ellas, pero con un denominador común: su versatilidad.

    Aunque la línea sea la protagonista indiscutible, son sus colores, atemporales y orgánicos, los que convierten los espacios en lugares únicos.Por fin, el toque clásico se une con el mundo contemporáneo, a la perfección.


  • Precio: 1,50 €

    Vía

  • Precio: 1,50 €

    Nota

  • Precio: 1,50 €

    Sinus

  • Precio: 1,50 €

    Razz

  • Precio: 1,50 €

    Veta

  • Precio: 1,50 €

    Linde

  • Precio: 1,50 €

    Hilo